Recordatorio

No somos profesionales, simplemente nos gusta leer y tenemos tiempo libre, así que a veces cometemos errores.

domingo, 4 de junio de 2017

De feminismo y personajes femeninos (VI): ¡Pero es histórico...!

¡Bienvenidos a la Mazmorra! Frederika a vuestro servicio. Últimamente se me ocurren muchas cosas de las que quejarme sobre personajes femeninos así que aquí tenéis la sexta entrada. Y las que quedan, por desgracia. 
Creo que todos hemos leído o escuchado decir a muchos autores y, tristemente, autoras, que la violencia, en concreto la sexual, está justificada porque es históricamente correcto. ¡Y cómo van a mentir y a ocultar una verdad del día a día de las mujeres! Eso no es justo, no es honesto. Deben hacerlo por el bien de la historia.

Ejem.

Permitidme que me ría ante tamaña hipocresía. Ah, y que os advierta que en este artículo voy a dar muchas vueltas antes de llegar a la conclusión lógica sobre que no hay que ser hipócrita. Habrá menciones a la Historia y spoilers de violaciones, acoso sexual y maltrato femenino que han causado los autores que señalaré a continuación. Así que... ¿cuidado con los spoilers supongo? También cabe señalar que me voy a centrar en fantasía medieval (aunque tocaré alguna otra clase de fantasía) occidental. No es un artículo completo ya que va dirigido a una clase concreta de autores y de tópicos machistas y sexistas. 

Esto... esto parece histórico, sí.


Dicho esto, vamos al tema.

A ver, resulta evidente que el mundo ha sido machista desde que prácticamente hay Historia —asumir que la Prehistoria era igual sin pruebas ya es problema de los historiadores, que no son infalibles y a menudo la han cagado interpretando culturas propias y ajenas—, y también que muchos autores no se molestan en investigar antes de ponerse manos a la obra. Algunos, como Stephen King (¡chupito por cada vez que le mencione en un artículo!), casi se enorgullecen de ello. Paolo Bacigalupi recibió críticas suaves en Tailandia por inventarse cositas de su cultura y ya sabemos que Martin ha representado a una amalgama de hunos, mongoles y demases como sus famosos dothraki que apenas sí saben hablar y no tienen gran papel en su historia quitando a Khal Drogo. Diantres, si Tolkien puso que literalmente los enemigos eran orcos (muy oscuros de piel) y el bien estaba representado siempre en personajes blancos.

Este tipo de forma de organizar una novela a veces es resultado de ignorancia, a veces subtexto. Lo mismo pasa con el rol de las mujeres. Hoy en día hemos dado un pequeño paso al frente pero parece que no se quieran dar más: la Pitufina. ¡Una mujer por grupo ya es más que suficiente! Pero ya quedas divino si incluyes a un personaje gay y te importa un camino convertirlo en un estereotipo.

¡Y, claro, debes demostrar lo mierda que era su vida dándoles palizas, matándolos, violándolos (si son mujeres mejor) y un largo etc.!

La fórmula HBO de la violencia sexual predomina en muchos, muchos libros. Mujeres vistas con la Mirada Masculina, tratadas como un pedazo de carne o a base de estereotipos poco trabajados plagan las novelas son el pan de cada día en cualquier sitio pero en particular en las de fantasía. En este último caso tenemos ejemplos que me parecen insoportables: esas mujeres no modernas convertidas en adalides panfletistas del feminismo (siendo ellas las únicas del grupo que defienden su libertad y sus derechos pero comportándose como hombres). Esta clase de personajes, además, sufren toda clase de vejaciones como si así, al alzarse triunfantes, fueran a demostrar que merecen ser feministas.

Ya lo trataremos en otro artículo. De momento centrémonos en lo... bien, en lo histórico.


 

Violación y acoso sexual «obligados» (porque nunca es culpa del autor)

Y solo contra mujeres, claro


El caso es que un autor escribe eso, la fórmula triunfa y todos le copian. Quiero decir, ¿quién no quiere ver mujeres violadas por todos lados porque ERA HISTÓRICO? Martin es el mayor representante y en él nos vamos a centrar, pero bien podríamos hablar de Javier Negrete, Virginia Pérez Puente, N.K Jemisin, Terry Goodkind, Stephen King, (¡chupito!), Andrzej Sapkowski o todos los wannabe Martin que han surgido durante los últimos años.

Y solo estoy mencionando a unos pocos escritores que han tratado la fantasía medieval. Existen pocas excepciones, y bastante mal tratadas, como el caso de la violación de un hombre en La rueda del tiempo, pero, a nivel general, la violación aparece como algo constante, agresivo, el peor insulto que puede sufrir una mujer, más incluso que la muerte. Porque así eran las cosas.

Sin ir más lejos os pondré un ejemplo. En la tetralogía de Tramórea de Javier Negrete, tenemos un pueblo de amazonas (atagairas) que son más fuertes que cualquier mujer corriente y sus hombres son diminutos y envejecen rápido. Por eso solo les ponen los hombres normales. Sí, hermoso, eh. El caso es que tenemos una maravillosa escena donde un batallón de atagairas que no son ni protagonistas ni secundarias, ni siquiera personajes importantes (aunque lo que les sucede luego afecta al reino. Es decir, cientos de mujeres en el armario) que son capturadas por el enemigo del libro. ¿Las matan? Sí, a la larga. Pero parece que estas crueles y brutales guerreras se dejan atar al suelo, desnudas y quemadas al sol porque son todas albinas. Y, mientras tanto, las violan. A todas. Incluida a la princesa del reino de las Atagairas. 
¿Era necesario?

Con matarlas habría sido suficiente para que la reina de las Atagairas declarara la guerra. Pero, como he comentado, el problema no es que las maten a todas. Es que las violaron. Y eso es imperdonable.

Hermosa la mentaldiad patriarcal, ¿verdad? Tu vagina importa más que tu vida incluso EN UNA SOCIEDAD "HEMBRISTA". ¡Gracias don Negrete!


Por favor, por favor, que Wonder Woman sea buena y no sexualice a las amazonas más allá de sus estúpidas armaduras con tetas. Por lo demás, joder que si mola esta carga de caballería aaaaaaaaah.
¿Quieres ver lo fiero y maduro que es mi mundo? ¡Las mujeres corren peligro de violación! ¡Asómbrate de mi realismo con cada comentario burdo y sexista que incluyo porque, chaval muggle, esto es histórico

Ni siquiera mi adorada Lois McMaster Bujold termina de librarse de estas ideas porque, en La maldición de Chalion uno de los grandes motivos para poner en marcha la historia es que a cierta princesa la van a forzar a casarse con un indeseable y por supuesto tras eso vendrán muchas violaciones —como les ha sucedido a otras mujeres antes que a ella—. Por suerte está tratado de forma excepcional, como algo sucio y poco habitual y no se enfoca lo sexual, solo la amenaza. Y no se sexualiza a la pobre princesa. Algo es algo.

El caso es que, cuando los autores y autoras se esconden detrás del es histórico para describir sus fantasías húmedas machistas, hay que dar un paso al frente y gritarles que no, que ya les vale y se se las guarden para porno fetichista (que es completamente respetable). O, al menos, que aprendan cómo presentarlas.

Pero Rika, ¿es que no ha habido siempre violaciones? Claro que sí, queridos muggles, no vengo a pintar un cuento de hadas de Disney —porque las de verdad son peligrosas—. Sin embargo, no eran el pan de cada puñetero día. ¿Y qué hay del acoso sexual? Desde luego que existía. En especial entre campesinas que no tenían capacidad de defensa. Pero ¿todas esas historias con el derecho de pernada? Pues ese derecho nunca existió. Los nobles abusaban de mujeres, sí, pero a veces había consecuencias. ¿Eso de coger a una esclava y trincártela en medio del campo? Y ya no sólo esclavas, también me refiero a siervas (que tenían más derechos que una esclava) o mujeres que vivieran en burgos libres. Pues bueno, si eras el hijo del conde (en ocasiones ni siquiera eso te valía) o del duque que controlaba esas tierras, quizás. Pero ¿un Señor, o caballero, o cualquier don nadie que pasaba por ahí? ¿Dañar a una propiedad ajena? Eso, amigos míos, tenía consecuencias. Y consecuencias graves.



Normalmente no tengo nada bueno que decir de Ken Follet, pero si algo se debe resaltar es que, en Un Mundo sin Fin, se describe el proceso legal que una sierva que fue violada tiene que seguir para acusar a su agresor, y no sólo el cura del pueblo la ayuda con todos los requerimientos de lectura y escritura, además de su familia y amigos, sino que también los nobles de la zona se vuelcan para que condenen al caballero que le puso las manos encima. Y es que la violación se pagaba con la horca.

Sí, habéis leído bien. Los nobles podían indignarse si violaban a una sierva en su territorio. Atentar contra el honor de una mujer, si bien casi nunca es tan melodramático como nos ponen algunas leyendas o poemas, era una afrenta directa contra su responsable. Y con responsable me refiero a su padre, su hermano, su hijo o quien estuviera a cargo de ella, o su propio Señor, porque las mujeres eran menores perpetuas. Y aunque eso era una mierda, significaba que nadie te ponía un dedo encima a menos que tu protector diera permiso.

En definitiva, toda esas horrendas historias de han violado a mi mujer, voy a vengarme se tratan mal por los autores modernos. Un rey, digamos Joffrey, podía violar a la esposa de otro hombre, digamos Sansa, pero sus actos tenían consecuencias si la otra persona tenía un gran poder político detrás. Los casos como los de Enrique VIII, que se dedicó a hacer rodar cabezas de esposas, son excepcionales y por eso trascienden como grandes tragedias y situaciones absurdas que se siguen representando hoy en día en nuestras películas. Podría pasarme horas hablando de lo que la Guerra de las Rosas significó para la estabilidad del poder político de los reyes, o por qué tras las muertes de las esposas de Enrique VIII se ve más una lucha nobiliaria que los caprichos de un rey estúpido y que solo pensaba con el pene. Lo mismo con el asesinato de niños nobles, como los hijos de Eduardo IV y el famoso Ricardo III, que inspiró al personaje de Tyrion. No eran habituales, por eso se siguen recordando.

Las veces en las que un tipo como la Montaña venía y mataba a niños de pecho y forzaba a una princesa no se dejaban correr sin más.

Es decir, hay que tomarlo más como un: a un hombre o una mujer poderosos no se les golpea en la cara porque te la devuelve con todos sus clanes aliados detrás.

Pero por lo general este tipo de muertes se usan para crear la historia de un hombre, no la de una mujer.
Pero ¿y si de verdad había guerra? ¿Entonces no había violaciones y más violaciones? Ay, amigos míos, aquí es donde los autores deciden que van a destrozarlo todo y a poner crueldad tras crueldad porque... sí, supongo. Queda más guay. Y demuestran su ignorancia supina. Dejadme que me vaya un poco por las ramas antes de volver al tema de la violencia sexual: la guerra casi nunca se daba por motivos personales, a menos que hubiera mucha gente estúpida, sino por necesidades económicas.Traigamos a colación el caso de la Península Ibérica —que dejó flipados a los cruzados franceses—: las guerras entre cristianos y musulmanes a menudo se resolvían por negociaciones

Era un tira y afloja hasta conseguir ciertas tierras o la rendición de una ciudad para que volviera a sublevarse al cabo de un tiempo o no. Así que todas esas historias de ciudades reducidas a cenizas... bien. Si traes a pueblos nómadas, quizás. Pero la mayoría de historias hablan de reinos enfrentados y que son vecinos y quieren arrancarse partes de la tierra. En un territorio que te interesa poseer no destruyes nada porque lo quieres usar después. Por eso traer a ejércitos extranjeros (como pasó durante esta Cruzada o cuando los ingleses vinieron a ayudar, en teoría, contra las tropas francesas durante la Guerra de Independencia) es mala idea. Porque a ellos tu terreno les importa un comino.

La eliminación de una ciudad solía ser el último recurso —como se ve en la acción final de Roma contra Cartago— al que no se quería llegar por lo general. Exigía demasiado esfuerzo, demasiados recursos, y demasiada destrucción cuando podrías tener un buen enclave desde el que controlar el territorio. Había que estar muy paranoico o muy, muy, muuuy quemado. Cuando una ciudad se negaba a rendirse, había permiso para arrasarla, violar y tomar esclavos, sí. Pero pocas veces se quería esta opción porque venía tras un largo asedio que agotaba a los ejércitos. Así que era una ADVERTENCIA para los demás. Más o menos lo que se hizo en la Guerra Civil Española contra los rojos.

Con todo, la táctica del terror es peligrosa y no siempre funciona. A veces la gente se harta y se rebela y eso es algo que los nobles no terminaban de olvidar siempre.

¡Pero vamos con ejemplos, que no he venido como tal a hablar de Historia, sino de que esta no vale como excusa para meter la violencia que te salga del orto!

An artist has an obligation to tell the truth. My novels are epic fantasy, but they are inspired by and grounded in history. Rape and sexual violence have been a part of every war ever fought, from the ancient Sumerians to our present day. To omit them from a narrative centered on war and power would have been fundamentally false and dishonest, and would have undermined one of the themes of the books: that the true horrors of human history derive not from orcs and Dark Lords, but from ourselves. We are the monsters. (And the heroes too). Each of us has within himself the capacity for great good, and great evil… [Westeros] is no darker nor more depraved than our own world. History is written in blood. The atrocities in A Song of Ice and Fire, sexual and otherwise, pale in comparison to what can be found in any good history book. (x)



Ajá, ¿veis que tenía que hablar de la guerra? Como decimos, Martin y sus alumnos sitúan sus historias en terreno de guerra para excusarse y meter violaciones a mansalva. Lo cual es divertido porque Martin se inspira en la Guerra de las Dos Rosas, que apenas sí afectó a la población normal y casi únicamente causó bajas entre los nobles. Ejem. 

Si tu protagonista es chica, casi seguro habrá sido violada o casi violada, como hacen Virginia Pérez de la Puente o N.K. Jemisin entre otras autoras —porque para qué solo echar mierda sobre los hombres cuando las escritoras toman buena nota— o como le pasa a la única mujer del grupo masculino de La voz de las espadas. Pero con tal de investigar un poco, nos daremos cuenta de que las violaciones de esta clase están sostenidas en ignorancia. No porque no puedas meter violaciones, sino porque encuentro que son muy selectivas y hechas por puro morbo y para dar una falsa imagen de profundidad a tu personaje.

¡Se ha enfrentado a una violación, es una víctima (pero no la representaremos como tal porque eso es demasiado trabajo. Como mucho tendrá alguna repercusión en su vida sexual pero pretende, ante todo, despertarnos ternura y derribar nuestras defensas. Porque como vas a llevarte mal con alguien traumatizado —aunque no te des cuenta de ello hasta que te lo dicen—), mirad qué original y profunda soy!

En fin.  A lo que voy es a esto: si hablamos estrictamente de la guerra en las novelas, solo he visto mujeres violadas. En todo caso, de vez en cuando si eso, los autores dejan caer que hay algún pedófilo por ahí, como pasa en Dune, en Canción de hielo y fuego, Tramórea etc. Y eso, amigos míos, no es histórico.

En prácticamente todos los libros de fantasía se meten guerras. Y los ejércitos eran y han sido desde siempre caldo de cultivo para relaciones homosexuales o violaciones (en particular estas últimas) a otros hombres. No necesitamos buscar a homosexuales para que haya violaciones, porque estas no consisten en deseo sexual, sino en humillación y un establecimiento de poder masculino.

No he visto por ningún lado un equivalente al Batallón Sagrado de Tebas, formado por parejas de amantes. Se consideraba que nunca se lucharía tan bien como cuando se intenta proteger al amado. Y así iban a la guerra. 

Y es que, sin ir más lejos, Canción de hielo y fuego está plagado de muchachitos entre los 12 y los 16 años y ¿me dices que ninguno ha sido violado? Arya se siente acosada por los hombres de las calles cuando vive en el Lecho de Pulgas en Juego de Tronos, y tiene unos 9-10 años, y Sansa, de 12-13, es un constante objeto sexual. Lo mismo ocurre con Daenerys, a la que rodean como mosquitos cientos de hombres deseando sus dragones y, de paso, echarle un polvo.

Pero ni Jon, ni Bran, ni Robb, ni Theon (si bien su hermana le toma el pelo pero eso es cosa de los fetiches extraños con el incesto del autor. Y con los Bolton jamás de los jamases se enfoca el aspecto sexual, si es que lo ha habido), ni Gendry, ni Joffrey, ni Lancel, ni Jaime cuando era el chaval más joven de la Guardia, ni Loras, ni Quentyn, ni Ned de joven, ni ningún hombre ha sido alguna vez objeto de acoso sexual o de intento de violación. ¿Pero esa noble random, Lollys, sí y nadie le vuelve a dar importancia?

Podría creérmelo en el caso de los nobles de mayor rango pero ¿en el Muro? ¿En el campo de batalla? ¿Entre los salvajes? Gracias por el realismo, don Martin, un aplauso por favor. Para qué hacer que nuestros lectores masculinos se sientan incómodos.

Qué histórico. Qué gran forma de imitar los documentos, que ocultaban estos actos «vergonzosos». ¡Viva la hipocresía!

No solo eso sino que las culturas de Poniente son, como dice este artículo, lo que nosotros pensamos que era la Edad Media: Además, parece que GRRM está usando "el período medieval tal y como lo describe la cultura popular de los siglos XX y XXI", para el escenario para CdHyF, más que un período medieval histórico. Es más como la peor pesadilla del período medieval de una persona del siglo XXI.


Un mundo cruel, sin ley y sin honor. Y a pesar de eso, sabemos que los ejércitos musulmanes no eran especialmente conocidos por sus violaciones al estar prohibidas estas por el Corán —que desobedecían tanto como los cristianos ignoraban la Biblia, dicha sea la verdad—, y hasta los cristianos tenían más remilgos para violar a toda una población que los personajes de las novelas de fantasía medieval actuales. La violación sistemática es más propia de la Edad Moderna (del XVI en adelante) y las Guerras de Religión, Protestantes vs Católicos, y todo eso. No de la Edad Media.

Os añado (y traduzco de forma patata) un extracto de este interesante artículo sobre el realismo histórico de Canción de hielo y fuego ya que veo que alguno puede saltar a hablar de la situación particular de Inglaterra, que ya sabemos que no es Europa. ¡Maldito Brexit!

La violación no estaba aceptada como un hecho de la vida civil, si bien la definición de asalto sexual era limitada. A principios de la Edad Media inglesa, solo una previa dama casta o virgen podía perseguir a un hombre por violación. En 1285, el parlamento de Eduardo I cambió la definición de violación para permitir la persecución de hombres que violaban a no-vírgenes, y permitieron a las mujeres demandaran a los atacantes por sí mismas en vez de tener que hacerlo a través de un pariente varón.

Este cambio legal sugiere que la violación, ciertamente, se veía como un serio crimen en la Europa medieval. Pero igual que hoy, los castigos podían ser difíciles de llevar a cabo. Entre 1208 y 1321, el 49% de las acusaciones por violación que se llevaron a la Corte terminaron con la víctima arrestada por falsa acusación (omg esto sí que es antiguo), de acuerdo a la tesis de master del 2009 del estudiante de la Emory University Stephanie Brown. En la práctica, la sociedad patriarcal era incapaz de lidiar con las mujeres acusando a sus hombres en las cortes, concluyó Brown.

Casi la mitad de los casos se rechazaban. Pero los otros se aceptaban. ¿Habéis visto algo de esto en alguna novela de fantasía que se apoye en elementos históricos  para justificar su violencia sexual…?

Era una pregunta retórica, tranquilos. En cualquier caso, sigamos.


Las mujeres solo son nobles, amas de casa o putas


Lo selectivo no se limita al aspecto sexual o violento. Las mujeres, bajo la excusa de lo histórico, aparecen divididas en tres grandes bloques. Vamos a decir: la doncella tipo Arwen, la luchadora rebelde como Eowyn o Arya (las excepcionales porque se comportan como hombres y eso es mejor, ya tú sabes) y las madres como Catelyn Stark. A veces hay ancianas, pero no puedo mentar ninguna en concreto que me resulte llamativa como personaje más allá de la Reina de las Espinas de los Tyrell y alguna que otra adivina.

Bueno y las putas. Siempre hay putas. ¿Eh, Tyrion, pequeño asesino?

¿Y esto es histórico? Bien, no lo es. En las novelas, ya sea El nombre del viento (que solo presenta a dos o tres chicas, una de ellas fuera de la sociedad y dos que emplean su sexualidad como elemento de compraventa), Canción de hielo y fuego, Los cien mil reinos, La rueda del tiempo, El señor de los anillos, La saga de Tramórea, La elegida de la Muerte, la principal trilogía de Dragonlance o las historias del elfo oscuro Drizzt, las mujeres que aparecen están encasilladas en estos aspectos o son nobles y se asume que simplemente están para dar a luz.

Pero las mujeres eran mucho más que eso. En Okobore Hime, que dista de ser una gran novela pero ya podrían muchas escritoras occidentales aprender de la protagonista, la princesa Leticia no solo tiene que ocuparse de los asuntos sociales, sino de dar comida al pueblo y asegurarse del bienestar del reino levantando edificios. Porque claro, de acuerdo a la mentalidad masculina si no vas a la guerra, no importas. Hay que ser Mulán o Mérida para merecer la pena.

Pero las mujeres nobles se dedicaban a levantar iglesias, a dar de comer a los pobres, cuidaban de castillos y se ocupaban de la administración. Además, muchas eran monjas (sí, muchas nobles, como en España la monja Elvira, que gobernó sobre su sobrino durante varios años, o las infantas Urraca y Elvira, hermanas de Alfonso VI de León, Sancho II el Fuerte y García de Galicia, que tuvieron amplias propiedades que gobernaron de forma bastante autónoma y no se casaron nunca), lo cual significaba que mantenían dentro de su familias sus propias herencias.

¿Cuántas monjas podéis mencionar en estos libros o su equivalente? ¿Cuántas reinas por derecho propio? ¿Dónde están las Leonor, las Isabel Católica, las reinas Urraca, la emperatriz Teodora, la Emperatriz Angelberga y la emperatriz Theophanu (que gobernó Italia en nombre de su marido), la princesa Ana Conmena (que escribió la historia más conocida sobre su familia), la reina Margarita de Anjou, la reina Brunilda? Y eso solo mencionando mundos muy occidentales, claro, y limitados a lo medieval porque los Hasburgo españoles se caracterizaron por poner a mujeres como gobernantes de países.

Como alguien me hable del destrozo que hizo la serie con Isabel la Católica, lo banneo de este blog.
Y eso porque no hablamos de las mujeres viudas, como la poderosa Matilde de Artois y otras tantas que pusieron en jaque a reyes o controlaron grandes territorios por su cuenta y riesgo. Margaret Beaufort es uno de esos grandes ejemplos.

Pensemos… está la princesa de Dorne, que no tiene nombre pero está vagamente inspirada en los reinos cristianos de la Península Ibérica (no puedo decir al-Andalus porque ya sabemos el papel de las mujeres), donde las damas siempre tuvieron bastante poder, la reina Morgase de La rueda del tiempo, en Tramórea solo están las atagairas que son un ejemplo dolorosamente machista de lo que se entiende por hembrismo (y hay una semidiosa por ahí perdida a la que se arranca del trono, como a la reina atagaira). Vaya, que a lo mejor tenemos UN ejemplo en cada libro, donde la reina en particular no tiene protagonismo porque al parecer la Ley Sálica debe existir en todos los mundos medievales habidos y por haber.

Lo cual es muy divertido porque Martin se inspiró en Francia, además de Inglaterra, para crear su mundo y en Francia las madres gobernaban en nombre de sus hijos sin tanta oposición como en Inglaterra. Pero claro, pudiendo elegir, mejor el peor ejemplo histórico y así no ponemos a mujeres en el poder.

Fuera de la nobleza (que de todas formas tuvo muchas eruditas que hacían cursos de lectura, escribían poesía o novelas, como puede ser Cristina de Pizan, y llegaron a ser grandes figuras del Renacentismo como Julia Gonzaga de Fondi, que gobernó su condado tras la muerte de su marido y lo convirtió en un centro cultural, Caterina Sforza o la propia Isabel la Católica, que aprendió a leer cuando se hizo reina y se esforzó por transmitir sus conocimientos a sus hijas) tenemos a pintoras, médicas, santas. Se aprendía latín en escuelas para niñas (no, no tenían escuelas superiores, pero sí lo básico. De nuevo se ve en Un Mundo sin Fin) y demases. ¿Dónde hay una Hildegard de Bingen, que escribió libros de medicina y se carteó con el Papa, el Emperador y reyes?

Creo que no he visto nada de lo mencionado en ninguna de estas novelas, como no exceptuemos La rueda del tiempo o El último deseo. Pero en esos casos se coge por los pelos porque, igual que en la Dragonlance, las que aprenden esto son magas. Y las magas siempre son la excepción.

Y por supuesto, están las maltratadas campesinas. Si aparecen es a lo Dickens, en realidad son hijas de reyes o ascienden a la nobleza o similares. Eso o están de fondo para ser violadas, asesinadas y una decoración más del escenario. ¿Para qué escribir sobre campesinas que cuidaban de las casas, hacían ropa, preparaban la comida, trabajaban en el campo y parían hijos sin parar? Supongo que no merecen la pena (al menos al lado de los hombres, porque esos sí pueden formar hermandades a lo Robin Hood. Por cierto, he de mencionar, muy contenta, de que en La Torre Oscura V sí que hay una Hermandad femenina badass de mujeres rancheras. Gracias por alegrarme la vida de mil en mil, King. ¡Chupito!).

Lady Oriza y sus seguidoras son lo mejor que le ha pasado a la Torre Oscura
Y con todo, no tienen por qué existir solo campesinas. ¿Qué pasa en los pueblos y las ciudades? ¿Qué hay de las aguadoras, de las zapateras, de las tejedoras y de las bordadoras? Nadie tendría ropa si no fuera por esas mujeres. ¿O las cocineras? ¿Qué tal todas las herbolarias y las médicas? ¿Las líderes espirituales? ¿Qué hay de las panaderas, de las bailarinas, de las viajeras que acompañaban caravanas, de las mártires y peregrinas?

Todo por no hablar de las piratas. Si ya en un mundo como China, rozando el XIX, existió la pirata más poderosa de todas (Ching Shih) o sabemos de ejemplos como Mary Read y Anne Bonny, ¿por qué asumimos que no van a existir en la Edad Media? Porque eran «más machistas»? Desde luego, os aseguro que no.

¿Cuántas mujeres podéis mencionar en contraste con personajes masculinos que destaquen en estas novelas? ¿En Neimhaim, en La voz de las espadas, en Medio Rey (donde al menos tiene una gran reina, aunque salga poco), en Memorias de Idhún, en cualquier novela inspirada por el Rey Arturo?

Puedo contar con los dedos de una mano cuántos personajes principales así me he encontrado.


Luego me preguntan que por qué me gusta Doce Reinos.

¡Mujeres guays, de distintos estamentos y con experiencias muy distintas!


La sexualización de niñas


A veces me quieren convencer de que los hombres (y mujeres imitando a hombres) no vuelcan en las novelas de fantasía sus fantasías sexuales más asquerosas. Y muy de vez en cuando me convencen de lo contrario. El ejemplo más evidente es el que voy a tocar, con mucho asco, en este apartado. 

A menudo encontramos a novias muy jóvenes en las novelas. Algunas incluso preñadas muy de niñas (véase a Dany) o acaban forzadas en matrimonios horrendos para dar un poco de salseo a la historia. Qué raro que casi nunca fuercen a un príncipe o condesito encantador a casarse con una mujer dominante y terrible o, simplemente, no de su gusto. La excepción en Canción de hielo y fuego sería Lancel con Cersei, que es un niño de 15 años (hasta los 16 no se lo considera mayor de edad), pero nunca se enfoca como la violación que es. Al duque de Buckingham de la Guerra de las Rosas lo casaron con una de las familiares de la reina cuando no era más que un crío y nunca lo perdonó. Fernando el Católico era menor que Isabel la Católica, por mucho que la serie imponga ese fetichismo de niña casada con un adulto. Pero no es habitual. Porque los medios están hechos para hombres y quieren estar rodeados de niñas, que les hacen sentir más seguros y con control sobre la trama.

No por nada las mujeres inteligentes o poderosas suelen aparecer sexualizadas y como una amenaza en contraste con la pureza a inocencia infantil de las protagonistas a lo princesita rubia.

¿Tiene esto alguna base?

Que cada uno shippee lo que quiera, pero que dejen de dibujarme a Sansa como si no tuviera 13 años pls

Es cierto que en la Baja Edad Media (y en general en cualquier sitio) era habitual que las chicas se casaran jóvenes con hombres adultos. Pero era, aparte de porque un hombre quiere a niñas que controlar, así se aseguraba de tener ella una herencia. Eso significaba que muy pronto se quedaban viudas, bien por la guerra o bien porque sus maridos se morían de ancianos. Decídselo a las hijas de Toda de Navarra, que varias tuvieron dos y hasta tres nupcias prácticamente seguidas. O a Leonor de Aquitania, que tras quedarse viuda tenía que bajar con un ejército por lo que un día sería Francia para protegerse de la gente que quería secuestrarla y casarse con ella. Pero no os quedéis con eso, sino con que era tan poderosa y tenía tantas riquezas que la gente estaba dispuesta a secuestrarla… Y que contaba con un maldito ejército para defenderse.

Pero en el mundo real era raro que se casaran antes de los 12. Los pocos casos eran motivos de burla y siempre se miraba con malos ojos que estuvieran embarazadas siendo muy niñas. Incluso si se casaban, se esperaba a que fueran más mayores, alrededor de 16-17 años, antes de someterlas a cualquier clase de acto sexual. 

 Hay excepciones, claro, como la madre de Henry Tudor, Margaret Beaufort (que lo tuvo a los 12-13 añitos) pero, como digo, son eso. Excepciones. Por algún motivo en la literatura abundan (en particular en las de George RR Martin, que afirmó que no es normal que en su mundo las niñas se casaran —que no es lo mismo que prometerse— antes de terminar la adolescencia, porque no se las considera mayores de edad hasta los 16. Pero tenemos, así a bote pronto, a todas estas niñas casadas y violadas/preñadas/encamadas: Daenerys (13), Sansa Stark (12-13) a Rhaella Targaryen (13), Jeyne Poole (12), a Lyanna Stark (15), a Rohanne Webber (10), Lysa Arryn (14)).

A menudo he encontrado la excusa de que los medievales no consideraban que hubiera una «adolescencia». Que a partir de los 12 o 14 años, dependiendo del país, te hacías mayor y punto. Y eso con las mujeres no es cierto. Se tenía mucho miedo por las mujeres a la hora de tener hijos, así que había que esperar a que tuvieran cierta edad antes de intentar que se quedaran embarazadas. Al fin y al cabo, la mortandad infantil era aaaalta. Cuanto más desarrolladas estuvieran las esposas, mejor.

Cuando usas la Historia como excusa, entonces tienes un problema, porque se vuelve contra ti.

Y es que la contradicción constante que sufren las mujeres en su vida, de crítica por su sexualidad pero la búsqueda, al mismo tiempo, de que sean deseables, persigue a todos los personajes. Por ejemplo, la sexualización de Sansa por adultos (El Perro, Marillion y Meñique) y que la desnuden frente a la corte. Algo similar pasa con Susan Delgado en la Torre Oscura (¡chupito!) o con Aidé de Tramórea, ambas con menos de 18 años, convertidas en carne andante y sometidas a humillaciones y cuasi violaciones de forma constante.

Que creo que la gente se olvida de que Jeyne es una niña PEQUEÑA de 13 años

Antes he comentado que a las mujeres adultas con poder se las ve como peligrosas, y de ahí que siempre se prefiera a niñitas delicadas y necesitadas de ayuda para enfatizar el ego de los hombres y lectores masculinos. Este video lo explica muy bien. Si son niñas y una fuerza externa las sexualiza, entonces están bajo control, son víctimas, y mantienen su pureza incluso si son forzadas. Siguen siendo tiernas y deseables porque no tienen poder.

Pero cuando hay mujeres que ya no son niñas, se las castiga por su sexualidad. No se vayan a atrever a tener control sobre el arma que les imponen los hombres. No vayan a hacer algo más que parir. ¡Ey Rika, que estás dando la razón a la gente! No, no lo hago. Este castigo lo imponen los escritores.
Sin duda a más de uno se le vendrá a la cabeza el paseo que se obliga a dar a Cersei por la ciudad de Desembarco del Rey. Desnuda y ante una multitud, se la castiga por acostarse con gente, no por traición o el asesinato del rey que, para más INRI, era su marido. Y eso, sinceramente, es muy poco útil en términos políticos y casi no tiene justificación. Además que es puro morbo por parte de Martin, porque esos paseos penitenciarios siempre se hacían vestidas. El único paralelo histórico que podemos encontrar a lo que le ocurre a Cersei es la de la amante de Eduardo IV, Elizabeth Shore, a quien el rey Ricardo III obligó a pasear desde la Cruz de San Pablo hasta la cárcel de Ludgate en ropa interior. También está el Cuento del Mercader, de Petrarca y Bocaccio, además de Chaucer, que habla de una campesina llamada Griselda a quien su cruel marido obliga a ir por el campo desnuda y aun así le permite cubrirse con un blusón.

Pero en el primer caso, Ricardo III castigó a Shore no por ser amante de su hermano, sino por haberse aliado con una facción política enemiga, y en el caso del cuento es eso, un cuento. Y en ambos casos las dos tuvieron la compasión del pueblo porque en la mentalidad religiosa medieval a las mujeres no se las sometía a una calumnia de esa clase desnudas.

Que NO, que esto es PURO MORBO
Adivinidad qué. Los paseos de la vergüenza, desnudos y con gente persiguiéndoles, estaban reservados para los hombres adúlteros. Y ni siquiera entonces era habitual. Que le hicieran algo así a una mujer, y nada menos que a una REINA, era absurdo y horrible. No entraba en la cabeza que se sometiera a algo así a una mujer. Solo lo haría alguien cruel, un pervertido. Como el escritor, vaya. 

Dejadme que os explique por encima el tema sexual en la edad media: a menudo Eduardo IV, y otros tantos reyes, en la Península tenemos muchísimos, fueron acusados de ser hijos ilegítimos —agraviando por tanto a las reinas al decir indirectamente que habían sido infieles— pero era un recurso más, que nunca se terminaba de tomar en serio excepto por conveniencia política. La madre de Eduardo III tuvo hijos ilegítimos con los que este se llevó bastante bien y cuidó durante su reinado y nunca fue obligada a dar un paseo vergonzoso como el de Cersei, sino que el asunto se cubrió y dejó de lado para no causar conmoción. Lo mismo pasó con las hijas de la antes mencionada Matilde de Artois, cuyas hijas estaban casadas con príncipes y fueron acusadas de adulterio. A ellas se las encerró. A los supuestos adúlteros se los asesinó. 

Y todo se intentó olvidar porque así era la mentalidad medieval.

Pero claro, eso no impacta tanto como humillar sexualmente a tu personaje femenino. Incluso si es absurdo dentro de tu mundo, porque eso afecta al prestigio de la Casa. No servía para purgar una imagen. Lo lógico, cuando una mujer noble (o no tan noble) cometía un error, era enviarla a un convento para librarse de ella si ya no era de utilidad. E incluso en los conventos podía seguir siendo poderosa si mantenía contactos con el exterior.

Las excusas no valen. El machista es el autor/a


Así que sentaos. Sentaos y pensad en mujeres importantes de los libros. Pensad cuántas han sido humilladas por el capricho del autor y no por motivos… políticos. Porque cortarte el pelo, quitarte emblemas, no arrodillarte, eso eran insultos políticos y que hablaban por sí solos.


De nuevo, puede que sea el morbo y las fantasías sexuales lo que trasladamos al pasado.


Por supuesto que hay excepciones. Por supuesto que se humillaba sexualmente a las mujeres. Como si no fuera suficiente ser tratadas como úteros andantes, menores eternas, obligadas a ser hermosas y carne de presa pero a la vez a cuidar su aspecto, esconder su pelo, morir de calor en verano por cubrirse para no tentar a los hombres y mucho más.

El que decide que preñen a una niña de 13 años es el autor. El que decide cambiar en la serie una escena de sexo poco consentida por directamente una violación brutal para complacer al espectador ES EL QUE LLEVA LA SERIE. NO LA SOCIEDAD.
Pero las mujeres tenían mucha más agencia de la que creemos o queremos creer. Había mujeres que escribían y que desafiaban las normas, como es el caso de la monja Eloísa y su romance con Pedro Abelardo. Había nobles conocidas por sus artes en la caza. En Persia salía la corte femenina a cazar con arcos y todas sus armas, como lo hacían los hombres. ¡Persia! Y también había muchas damas europeas conocidas por su destreza con el arco o la monta de caballo. Las nobles viajaban como sus maridos. Eran profesoras, como Hipólita, o gobernaban territorios enteros solas (y no solo en la Edad Media, sino en la Antigüedad como las faraonas, Artemisia de Caria, en la Edad Moderna con las gobernantes Habsburgo y tantas otras) o a través de sus maridos o hijos (Blanca de Navarra fue una de las mejores gobernantes de Francia, Toda de Navarra se emparentó con toda la Península, incluida Al-Andalus, y mandó a través de sus hijas y sus nietos), se transmitían enseñanzas entre sí como la condesa catalana Ermesinda y su hija Estefanía, llegaron a enfrentarse entre sí por poder, como de nuevo en Cataluña, la unión de Ermesinda con la condesa Blanca, que plantaron frente a Almodis de la Marca en una guerra abierta.

Y todo esto solo hablando de Europa. Y de una parte concreta de la misma, nada menos.

Es cierto que sabemos menos de las mujeres del pueblo pero ¿acaso sabemos mucho más de los hombres? Las clases bajas son las grandes anónimas de la Historia y aun así tenemos grabados que muestran a mujeres luchando por proteger sus ciudades de asedios, tenemos ejemplos bíblicos de mujeres interviniendo en política, leyendas como las de la Papisa Juana que habría ascendido desde lo más bajo a lo más alto por sus conocimientos. Las mujeres trabajaban en el campo, sus manos hacían la ropa que vestían los hombres y sus compañeras, sus costuras permanecían con el paso del tiempo. Eran ellas quienes mantenían la Iglesia de forma comunal y las que cuidaban de los pueblos cuando los hombres no estaban. Si, por ejemplo, los turcos llegaban, eran los hombres quienes escapaban para que no los capturaran e hicieran esclavos de galera. Cuando se evacuaba a mujeres y niños y perdían a sus maridos en la guerra eran ellas quienes debían mantener sus tierras, alimentar a sus hijos, y trabajar todo solas.

Las mujeres participaban en la vida corriente. Eran tan protagonistas como los hombres, aunque los historiadores y los escritores tiendan a olvidarlo o a reducirlas a la Pitufina y a carne de sueños sexuales.

Está en manos del creador decidir cómo llevar a los personajes y su representación del mundo Y las mujeres dentro de él hablan mucho de su forma de pensar.


Así pues ¿a dónde lleva esto?

Seamos sinceros, la Historia es la GRAN referencia. De todo. Simplemente los humanos escribimos de lo que sabemos. Pero siempre queremos creernos mejores. Por eso los Renacentistas crearon la idea de la Edad Media como un período oscuro —que no fue—. Por eso hoy los occidentales nos creemos mejores y decimos que el Islam es el mal cuando Mahoma fue quien dio a la mujer de su época la capacidad de heredar y de protegerse de los hombres, además de asegurar su bienestar y que se evitara el maltrato. Desde luego, hizo más por ellas que Jesús. Por eso escribimos y trasladamos nuestros horrores al pasado.

¿Es que no se puede hacer eso? Ah, cada uno hace lo que le sale del ano. El problema está en crear una historia machista, misógina y todos los demás males que tenemos en nuestro mundo y excusarse en La Historia y decir que las cosas eran así. Como ya se ha comentado muchas veces: si puedes crear un mundo con estaciones que duran años o dragones que vuelan por ahí, ¿por qué no uno donde dejes de reducir a la más pura mierda a las mujeres solo porque así te han enseñado que son las cosas? ¿Qué tal un ejercicio de imaginación?

O mejor: ¿qué tal investigar un poquito? Desde luego, si buscas cosas horrendas, las vas a encontrar. Siempre las hay. La Humanidad no es el mejor ejemplo para nadie. Pero eso de decir todo lo que nosotros consideramos malo lo trasladamos a las mujeres y a los hombres los salvamos, pues no. A los hombres se los acosaba, violaba y humillaba sexualmente tanto o más que a las mujeres. Lo que pasa es que preferimos mirar a otro lado. Ellos también eran víctimas, solo que diferentes. Y mientras no lo reconozcamos, seguiremos haciendo que el único foco sean las mujeres. Y digo todo esto sin querer invisibilizar, nada más lejos, la lucha feminista. Pero vaya, solo tenéis que abrir libros de tortura o ver cómo eran muchas ejecuciones públicas. Había un especial… interés por machacar la entrepierna de un hombre. Que no se refleje en las historias no significa que no exista. Y si se puede aplicar eso a las mujeres en sentido negativo (si nunca se reflejó que Juana de Arco, por ejemplo, probablemente fue violada antes de ir a la hoguera pero aun así en los libros se pone tal cual porque es lo que se espera de los hombres) entonces también hay que aplicarlo a la otra mitad de la Humanidad.

Una historia no tiene que ser literalmente una copia de la Historia. Nada más lejos. También puedes picotear detalles y descartar otros para crear tu propio mundo. Siempre se ha hecho. Así, se crean sociedades machistas para representar a la chica ideal feminista de nuestra época (ya sabéis, eso de trasladar nuestros cánones al pasado) a pesar de que no venga de una sociedad que lo justifique como podría ser Wonder Woman y es puro panfletismo hacerlo. Es estúpido. Pues lo mismo pasa con esto. Puedes crear un mundo machista y olvidarte de elementos de la Historia (si puedes crear una lógica interna, todo perfecto) pero de ahí a decir «soy huevito, esto pasaba en realidad, NO PENSÉIS QUE SOY MACHISTA» hay un trecho más grande que de la Tierra a la Luna.


Artículos interesantes y de referencia:


http://secretlyatargaryen.tumblr.com/post/156172873322/i-remember-you-saying-that-we-should-be-conscious
http://joannalannister.tumblr.com/post/125827358911/im-curious-it-was-always-told-to-me-that-the
http://valiantnedspreciouslittlegirl.tumblr.com/post/145690854453/i-agree-with-farty-old-man-grrm-and-id-like-to
http://www.livescience.com/44599-medieval-reality-game-of-thrones.html
Born Sexy Yesterday

Links a las imágenes

http://m1ssyka3mpf.tumblr.com/post/36275595679
http://beelphazoar.tumblr.com/post/57500213309/i-drew-a-picture-of-theon-and-jeyne-poole-because
https://s-media-cache-ak0.pinimg.com/564x/f8/b2/cd/f8b2cd33100ff57c251a89e24d711ad8.jpg

15 comentarios:

  1. Artículo Maravilloso. Esto sí que ha sido una lección de historia para mi caso. No sabía que había tantas mujeres "fuertes" en la historia y me las he apuntado todas para descubrir sus historias.

    Es verdad que cuanto más lees, más descubres que no había tanta desigualdad antiguamente como nos repiten cada día. O al menos, no es tan exagerada. Artículos como los tuyos son los que sirven para abrir los ojos, sobre todo por lo bien referenciado que está.

    La única pega que te he visto ha sido el comentario a El nombre del viento. Siempre lo he considerado un libro bastante más abierto en este aspecto. Hay 4 chicas recurrentes, de las cuales 2 son estudiantes en la universidad (una es una de las mejores estudiantes de "Medicina" y la otra es muy buena en su campo de la nominación). Las otras 2, una es una mujer de armas tomar, independiente y con caracter, que tiene su propio negocio y la otra sí que podría caer en el estereotipo, aunque hay gente que dice que no. Y luego, hay muchos personajes femeninos que aparecen que yo las he visto como maestras, sanadoras, guerreras, mercaderes... Realmente este libro lo considero un ejemplo de pjs femeninos fuera de "las amas de casa".

    Perdona por esta defensa a este libro. Con todo lo que has dicho estoy de acuerdo, pero este caso en concreto he tenido que discrepar...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Bienvenida a la Mazmorra, Sira!

      Muchas gracias por leer este artículo y comentar. Si en algún momento no encuentras datos de alguna de las mujeres, ¡dímelo y te echaré una mano en la medida de lo posible!

      Ah, El nombre del viento. Primero de todo, te remito a la reseña que he enlazado (creo que si vamos a hablar del tema, mejor ahí) donde comento que es un libro bastante sexista y machista. Que no sea tan exagerado como otros no le supone ningún mérito. Luego, he hablado solo del primer libro, no he incluido el segundo (porque me da pereza hacer una reseña, porque su sociedad hembrista es terrible y porque lo de la diosa del sexo terminó por romperme la cabeza), así que podemos mencionar dos mujeres con nombre importantes para Kvothe que no sean su madre: Denna y Auri. La primera se prostituye y aunque es una Mary Sue que hace de todo, siempre se la muestra dependiendo de hombres. La segunda está loca y aparece como el animalito al que Kvothe da de comer.

      Luego tenemos a las excepcionales: como he dicho en el artículo, en las novelas con magia se suele poner a magas. Que son raras y en absoluto generalizadas. Están la médico cuyo nombre no recuerdo y aparece dos o tres veces. Y luego la "chica guapa" que se usa para hablarnos de lo sexista que es el mundo cuando le dicen que "cierre las puertas del infierno", es decir, que se cruce de piernas. Y que tiene que ser rescatada por Kvothe porque no sabe salir sola de las llamas y un niño delgado y desnutrido debe cargarla al hombro.

      Se podría mencionar a la prestamista, pero de nuevo no tiene importancia verdadera hasta el segundo libro, así que no veo para qué hacerlo. Otro personaje que se ofrece sexualmente a Kvothe para obtener lo que quiere.

      Sí, hay mujeres (también hay muchas en Canción de hielo y fuego), pero ¿sabes cuál es el problema? Que no tienen sentido. Son personajes aislados, mujeres únicas en su campo. Denna está separada de las demás mujeres, que la odian. Auri vive sola. Las dos alumnas son de las pocas que aparecen y no se muestran con amigas ni en grupos femeninos (lo cual sería lo lógico en un mundo machista como en el que viven). La prestamista tiene más excusa, eso es cierto. Pero las mujeres de El nombre del viento están como siempre las presentan los hombres: como excepciones a la regla. En El nombre del viento no verás comunidades femeninas, sino personajes femeninos que están porque hay que meterlos. Y eso se ve porque no están dentro de un ambiente lógico. ¿Has visto alguna profesora en la academia? No. ¿Has visto alcaldesas? No. ¿Algún libro escrito por una mujer con algo de relevancia? ¿Has visto, simplemente, algo que sea remótamente creíble y no solo mujeres que están para decir "mira, no soy machista"? No hay mujeres con poder que enseñen a otras mujeres (que solía ser así. Los centros de saber femeninos eran eso, femeninos), solo una extraña inclusión que no encaja y parece más típica de nuestro siglo con el profesor retrasado de turno y con un par de chicas en una clase de hombres, que las miran y medio respetan pero nada más.

      ¿Qué tenemos? A una APRENDIZ de médico, a una APRENDIZ de nominación, a una prestamista, a una posible prostituta y a una niña loca. Eso como personajes importantes. No recuerdo si alguna vez se decía qué hacía la madre de Kvothe aparte de cantar un poco. Lo que está claro es que no hay ninguna mujer que enseñe algo a Kvothe hasta el segundo libro y será sexo y sexo + armas. Precioso.

      Sí, ciertamente es "mejor" que otros libros, pero no tiene ningún mérito y creo que sí debería estar donde está. Meter a mujeres con un poco de variedad no significa que sea "históricamente" correcto, lo siento 8<.

      Me ha salido larguísimo el comentario, espero no espantarte. Si quieres que sigamos hablando del tema, lo dicho, preferiblemente en la reseña de El nombre del viento.

      ¡Gracias otra vez por pasarte y esperamos verte de nuevo por aquí!

      ¡Un saludo!

      Atte. Rika~

      Eliminar
    2. En absoluto me ha espantado tu comentario. He comentado este libro con muchísima gente y nadie me lo había presentado de esa forma, la verdad. En este mundo sólo estoy iniciándome y sé que me queda mucho por aprender y son comentarios como este los necesarios para que abramos los ojos.

      Muchas gracias por contestarme ;)

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Uy, muchísimas gracias <3. ¡Nos alegra que te hayas pasado por la Mazmorra!

      Atte. Rika~

      Eliminar
  3. Bueno. Felicidades infinitas por el artículo, Rika.
    No tengo nada que añadir; he estado aplaudiendo muy fuerte a cada párrafo y ahora me duelen las manos.
    He leído los comentarios anteriores, y ay!, sería tan genial leer la reseña de El temor de un hombre sabio... Cada vez que recuerdo la sociedad de Ademre y la ignorancia de sus habitantes me dan ganas de chillarle a Rothfuss en la cara. Además, no me convence la teoría de algunos sobre que al estar narrado en primera persona es normal que el personaje sea tan insoportable y los personajes femeninos tan pobres.
    Gracias por esto :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Bienvenida a la Mazmorra, Logan!

      Muchas gracias por leer este artículo y dejar comentario <3. Me alegra que te haya gustado, es algo que tenía dentro desde hace mucho y me destrozaba la vida xD.

      Uf, sobre hacer una reseña es que me da una pereza y habiendo buenos libros por ahí... Pero probablemente lo haga, tarde o temprano. En especial si hay gente como tú que no se deja llevar por el autor y dan ganas de aplastarle los meñiques de los pies, a ver si entra en razón. Y desde luego que Kvothe no es ninguna excusa para la mierda de trabajo que se hace con las mujeres o los personajes en general, por favor, hay que ser rancio para decir eso >___>

      Esperamos verte por aquí de nuevo <3.

      ¡Un saludo!

      Atte. Rika~

      Eliminar
  4. ¡Me ha encantado el artículo, ha sido muy ilustrativo! Enhorabuena!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias por pasarte a leer y por dejar comentario don Anónimo! ¡Nos alegra que te haya gustado!

      Atte. Rika~

      Eliminar
  5. Muy bueno! Al gordo cabron lo has clavado, jajajaja.
    Ya en serio, concuerdo. El abuso (valga la redundancia) del abuso sexual contra las mujeres en la literatura es vergonzoso y lo peor es que en literatura comtemporanea lo sigue explotando, no solo la de corte medieval. Muchos autores se toman muy a la ligera este tema tan espinoso y que deja tantas cicatrices en la psiquis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Bienvenido a la Mazmorra don DeWitt!
      Muchas gracias por leer y comentar <3. Y sí, desde luego, es tan común que nadie les acuse de nada o que sea "normal", que se protegen bajo excusas insoportables. Esperemos que un día cambie 8<

      ¡Un saludo!

      Atte. Rika~

      Eliminar
  6. Me sorprende que hables de feminismo teniendo un símbolo neonazi en el cabecero del blog. ¿Es casualidad o significa otra cosa?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola don Anónimo.

      Podría dedicarme a discutir sobre quién diantres dice una cosa sin molestarse en hacer una rápida búsqueda en google sobre cruces celtas (lo cual estaría bien, la gente no busca cosas a pesar de que no les lleva más que un par de segundos, a comentar que los símbolos robados por los nazis tienen historia antigua que no invalida su significado, a pedirte que leyeras un poco el artículo y dedujeras por ti mismo/a si somos unas nazis que hablan, curiosamente, de feminismo o ignorarte.

      Como ves he preferido ahorrarte hacer el ridículo en futuras incursiones anónimas. ¡La cultura es importante y leer siempre es bueno! ;3

      Atte. Rika~

      Eliminar
  7. Magnifico post (como siempre he de decir). No cambiara ni una coma. Solo diría que por mucho que los autores clamen que estas cosas han pasado en la historia hay que recordar, además, que muchos de los libros son de fantasías . Ya no es que no sepan de historia sino que la excusa no tiene sentido desde un principio porque teniendo magia ya no eres fiel a la historia porque se ve que es mas creíble un mundo con dragones que un mundo igualitario.
    También decir que no reconocer que los hombres son victimas de violaciones es tremendamente machista, y después vienen estos mismos a decir que las feministas no nos preocupamos de los hombres violados cuando con cosas como estas demuestran que solo les "importan" cuando es para despreciar a las victimas femeninas.
    Lo que he dicho de un 10.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Y sí, eso lo toco muy por encima al final (porque es que me estalla la vena de historiadora cuando me ponen excusas de "uuuh es histórico") pero básicamente es lo que tú dices. Si metes un mundo con estaciones que duran años, puedes quitarme el machismo.
      Es que a los hombres no se les viola, excepto cuando es para quejarse de la solidaridad con las mujeres que sufren por todo esto. ¿No lo sabías? Todo hombre que vive por twitter lo sabe (?)

      Mil gracias de nuevo <3

      ¡Un saludo!

      Atte. Rika~

      Eliminar